miércoles, 22 de septiembre de 2010

Mar antiguo

El tráfico te amenaza de muerte ¿o era la vida?
Un gato aturdido no es un gato aplastado aunque huyas.
En él la acción y en ti las arenas movedizas.
Tú, Sísifo, empujando maletas por ciudades empinadas sin completar el ciclo.
Piedras viejas te susurran como surrurran viejas petrificadas.
Y el mar del color del mar arrastrándonos hasta el centro de los volcanes sin oponer resistencia. Hasta el lugar donde la tierra es carne y la carne es piedra y la piedra es agua.
Los alfabetos antiguos renegridos por líquenes de tiempo asoman en las rocas y me hacen parvularia.
La amistad que nace, crece y se emborracha. El insomnio contra la dictadura del tiempo de las esferas.
Los dioses hombres observan en blanco y negro las dos orillas de los dioses dioses.
Las nubes cuelgan suspendidas de las montañas.
El muecín llama a la oración pero media ciudad hace sonar el claxon en el cuello del embudo por el que vuelven a casa.
Siempre hay sitio para comprar rosas de plástico a los vendedores ambulantes del centro de la carretera.
Se mueven como gatos aturdidos entre el tráfico que les amenaza.
En ellos la acción, la vida.
En tus manos la roca que vuelve a rodar como al principio.

4 comentarios:

antonio alfaro sánchez dijo...

joder sonia, que hermosura!!!

Rafa dijo...

Jo Sonia, sin comentarios.
"Veo", a través de tus palabras, imagenes muy recientes.
Besos desde Málaga

trovador errante dijo...

Eterno retorno Sonia, bello y antiguo.

Que os acompañen los dioses dioses

Un beso,
Kike

Sonia San Román dijo...

Besos a los tres

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...